Guybrush

Más jodido que barrendero de Metrópolis

El otro día estaba viendo un compilado de películas de superhéroes: las primeras de Superman, las Batman de Tim Burton, Los Bañeros más Locos del Mundo, entre otras, cuando me di cuenta de lo siguiente:

Por lo general, el héroe derrota el villano (o pesca al tiburón en la competencia final) y todos son felices; pero, cuando la película termina, los créditos ruedan y todo está tranquilo hasta la secuela… la ciudad queda hecha un asco.
Edificios derrumbados, calles destruidas, algún que otro monumento local hecho pedazos, autos desechados. Todo desparramado en un completo desastre.

Me imagino que en los edificios que explotan la gente evita la muerte estando toda casualmente de vacaciones, y tienen una casa extra para cuando vuelven. Y supongo que todos viven en una ciudad donde un villano intenta destruir todo una vez por semana porque no tienen plata para mudarse a un lugar más tranquilo (aunque sean dueños de dos casas).
También es muy probable que las aseguradoras de coches allá tengan unas pérdidas increíbles. Y que conviene trabajar cerca de una planta nuclear o algo así porque seguro ligás algún podercito para salir a salvar el mundo o tratar de destruirlo, dependiendo de las enseñanzas que te hayan dado tus padres y en el colegio.

Lo que no termino de entender como no viven todos al borde del colapso nervioso. No por ser vecinos de un súper malvado, un científico loco o un monstruo que planea destruir todo (y, siendo sinceros, tampoco me dejaría muy tranquilo vivir en la misma cuadra de un alien con superpoderes, un millonario que sale de noche disfrazado, ni nadie con poderes a un paso de darse cuenta que es más fácil robar un banco y tirarse panza arriba de por vida)…
… ¿cómo no están estresados de caminar por la calle esquivando escombros y mirando hacia arriba a ver si se les cae un balcón en la cabeza?
(cualquier semejanza con TU ciudad es pura coincidencia).

Sé que después de derrotar al malo el héroe debe estar cansado, pero yo que el jefe de la ciudad (alcalde, intendente o como se llame) le pido si no me hace la gauchada y me limpia un poco todo. Porque está buenísimo estar libre de malvados, pero no está nada copado que la ciudad parezca víctima de un terremoto justo una semana de huelga en Cliba.

Otra cosa: perdón por mi dudosa moral (que si son lectores asiduos de mis artículos ya deben conocer y hasta adorar), pero si el villano solo quería una pieza invaluable de arte, un montón de plata o secuestrar a “la chica”… y el costo de evitarlo es millones de dólares y horas hombre para re-arreglar todo… ¿no podemos pedirle que nos deje ir a visitar el cuadro/estatua, ponga la plata en el banco para que no quede fuera del sistema financiero y/o prometa que va a sacarla a cenar de vez en cuando, y todo el mundo contento?

Porque todos disfrutamos las películas de superhéroes… salvo, quizás, el que se queda limpiando después.

“Cuanto mayor la riqueza, más espesa la suciedad.”
John Kenneth Galbraith

Guybrush

Acerca de Guybrush

Un pibe como cualquiera. Trabaja en un lugar que no sabe si es el suyo, tiene dudas existenciales, algunos amigos y busca a la chica de sus sueños. Un poco torpe, buena gente y siempre con alguna idiotez chistosa para decir. guybrush@losmartesmiento.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>